DICCIONARIO CAÑÍ (II)

 

BACALADILLA. Pez marino de la familia de los gálidos. Cuando las vacas y terneras van a los clubes taurinos de carretera, los toros que tienen botines y no van descalzos, les infestan el piojo púbico conocido como ladilla lo que les produce unos picores insoportables. Las ladillas de las vacas son mayores que las humanas y suelen alcanzar el tamaño de una nécora o andarica.
BACALAO. Dícese de la persona que saliendo a pasear, por desaviso u olvido no coge el paraguas, siendo sorprendido por un aguacero y vuelve hecho una sopa. Cuando llega a casa la esposa suele decirle y el paraguas ¿qué?, ¿para eso me gasté yo dos euros en los chinos?. ¡Pasa, adán, que eres un adán, cambiate de ropa y no andes por la tarima que la vas a acabar levantando con el agua!
BALAUSTRA. Árbol parecido al granado con flores dobles y un color más vivo. Friederich Nietzsche escribió un libro titulado Así habló Balaustra que está compuesto de una serie de relatos y discursos inspirados en el Zoroastrismo.
BALDÍO. Esfuerzo inútil que se lleva a cabo cuando se acude a un banco intentando que te den un crédito hipotecario o que te descuenten unas letras impagadas.
BALEAR. Hombre nacido en Palma de Mallorca o en el resto de las Islas Baleares y cuyo entretenimiento principal es disparar balas con una pistola.
BANANAL. Club de ambiente gay del barrio madrileño de Chueca en el que se baila el chu-cu-chú del trén con plátanos y bananas.
BARLOVENTO. En marinería golpe de viento que, proveniente de un bar o taberna y que se produce desde el fondo que es donde siempre hay sitio.
BAYONETA. Terroristas vascofranceses naturales de Bayona en la región de Aquitania.
BECADA. Pájaro limícola del tamaño de una perdiz que trabaja de funcionario, está liberado por su sindicato y es el responsable nacional de organización de un partidillo político del tres al cuarto. Es, en suma, un pájaro que vive de las becas.
BECERRADA. Corrida de becerros. Artículo en el diario El Mundo criticando a los compañeros de partido que se han ido y que no son, en absoluto, esclavos de su imagen. Si la becerrista corta orejas suele ser premiada, en lugar de con la vuelta al ruedo, con la presidencia de la Fundición de Pasta y Demagogia.
BERBERECHO. Molusco bibalvo que no se siembra durante un año o más para dejar que la tierra descanse.
BERDUSCONI. Tenorcillo italiano con ínfulas de gran putañero. Amante de mamachichos, playboy cutre y forofo futbolero es, en realidad, prisionero de su imagen. Tiene tantas operaciones de cirugía estética que duda dónde ponerse las gafas. Su último escándalo se produjo cuando Massimo Tataglia, un paciente psiquiátrico confundió que Berdusconi quería pizza con que quería Pisa, y le arreó con una reproducción de la torre en todos los morros. (Dedicado al amigo italiano de Outeriño)
BERMUDINA. Octava endecasílaba o decasílaba, cuyos versos cuarto y octavo tienen rima común aguda y que suele tomarse con un chorito de agua de seltz, tres piedras de hielo y una rodaja de limón y se acompaña de aceitunas rellenas de anchoa, patatas chips o berberechos con limón o vinagre.
BETÚN. Mezcla de varios colores líquido o en pasta, que se usa para poner lustroso el calzado, y que se mezcla con aceites provenientes del atún o del bonito del norte. Es especialmente famoso el betún del Cantábrico asado o en marmitako.
BIBLIOGRAFÍA. Radiografías que se hacen en las bibliotecas nacionales a los pergaminos y libros incunables para saber su procedencia y su edad. Estas radiografías bibliográficas están siendo estudiadas por la SGAE por si se estuvieran conculcando los derechos de los autores.
BIBLIOTECARIO. Carpintero que hace bibliotecas con madera de Teka o alguna otra madera afín. Cuando las bibliotecas se hacen de obra los autores se denominan biblioyesaires.
BIZCOCHO. Dulce casero hecho con huevos, harina y levadura. Su característica principal es que, al partirse, si se ha utilizado menos levadura, presenta ocho ojos en el centro que miran a distintos lados y se le denomina bizcocho birojo. Si por el contrario tiene nueve ojos se denomina bizconueve.
BICENTENARIO. Fiesta que celebra UPyD cada dos años como conmemoración del primer congreso del 20-N. A preguntas de un afiliado sobre si no debería celebrarse el bicentario cada doscientos años el responsable del partido lo expedientó, le retiró la página de facebook y le dejó sin correo del partido.
BICEPS. Setas con dos músculos que recoge José María Aldea en El Burgo de Osma. En Cataluña se le denomina Bi Ceps y en Soria boletus cachas.
BICOCA. Cosa apreciable y que se consigue como ganga. Doble dosis que esnifan los consumidores de cocaína.
BIENVENIDA. Recibimiento cortés y educado que hacen los toreros cuando te reciben en su casa.
BIGAMIA. Estado del hombre casado con dos mujeres o más a la vez (y no estar loco, que dice el bolero) que se alimenta exclusivamente de bígaros para mantener una actividad sexual gratificante.
BILBILITANO. Natural de Calatayud, en Aragón, de padre natural de Bilbao y madre natural de Elche y que sufre de cólicos de bilis o tiene muy mala leche.
BILINGÜISMO. Facultad que tienen los habitantes de algunas comunidades autónomas para poder utilizar las dos lenguas vehiculares. Una de la seguridad social -gratuita- como el catalán y la otra de igualatorio -o de pago- como el castellano.
BINARIO. Conjunto de dos vinos de la misma denominación de origen. Pueden ser blanco y el tinto; o clarete y tinto, etc.
BISIESTO. El que se practica la siesta del carnero y la tradicional siesta de orinal y pijama después de cada comida.
BOATO. Pompa y ostentación que se dan las boas constrictor cuando se cruzan con los patos de El Retiro y tienen hijos hermosos y coloridos.
BOBINA. Tontita enrollada a un jilipuertas delgado, con forma cilíndrica que salen a pasear los domingos por la acera de la urba. Ella cogida de su brazo y él con el transistor y el sonotone en la oreja oyendo el Carrousel Deportivo.
BOCANADA. Mordisco que dan los viejos desdentados a los bocadillos de jamón de Jabugo.
BOLARDO. Impuesto municipal que cobran los talleres de chapa y pintura  por delegación de Ruiz Gallardón.
BOMBACHO. Pantalón francés que se utiliza para reparar las bombas hidraúlicas y los coches de los bomberos.
BOMBONA. Estado físico de la mujer una vez que deja de preocuparse por su físico y comienza a coger kilos. Es el tercer paso tas ser una bomba de mujer y un bombón.
BOSQUIMÁN. En lengua inglesa individuo masculino de una tribu de África meridional, al norte de la región de El Cabo. En femenino se denomina bosquiwoman.
BOVEDILLA. Libro denso y grueso más pesado que el ladrillo y más compacto que el best seller.
BRAILLE. Sistema de escritura para ciegos que consiste en signos dibujados en relieve para poder leer con los dedos. Este sistema se muestra inoperante para ciegos que no tienen dedos o manos o que tienen estas escayoladas.
BREZO. Arbusto de la familia de las ericáceas, de uno a dos metros de altura, que crece en los zoológicos o en sus proximidades.
BRIBÓN. Haragán dado a la briba. Dícese también del haragán que se pasa el día en el velero en lugar de velar por su país.
BRINQUIÑO. Alhaja pequeña. Ósculo en gallego que, de un pequeño salto, suelen enviarnos Iría Terré y María Outeriño desde su facebook.
BUTIFARRA. Fiesta de fin de año que organizan los polacos que reparten las bombonas de gas butano.

Anuncios

9 Respuestas a “DICCIONARIO CAÑÍ (II)

  1. Jose Maria

    D. Angel cada dia mas sembrao.
    Una cosa los biceps en Soria no son boletos cachas, sino “migueles”.
    Y muy buena la definicion de Becerrada.

  2. Con el permiso de todos Vds., y como podríamos definir a upyd?

  3. Mikel Buesa

    Maravilloso tu diccionario. Además se aprende mucho. Por ejemplo, en la definición de becada o en la de bicentenario, además del término destacado por José María.
    Recuerdo un diccionario de Coll (de José Luís Coll) que tengo perdido por alguna parte de mi biblioteca en el que también se daban definiciones originales y acertadas.
    Estoy deseando que llegues a la G y a la R. También a la D.

  4. Diputadito

    ¡Qué ganas tengo de que llegue usted a la D de Diputadito! Ya me veo yo ahí, codeándome con anglicismos como fistro…¡Ay Bibiana, cuánto te añoro! Oigan, ¿saben ustedes si Darío Villanueva abandonará pronto el sillón D mayúscula en la RAE? Es para saber si debo preparar ya una instancia por burofascio magenta y así me lo van reservando.

    Con Dios.

  5. alegría

    Angel, usted SE PASA…….
    Mi amigo italiano está tan impresionado con sus definiciones que ha decidido superar su poca afición a estas conexiones y va a comenzar a seguir su blog e incluso (de repente) hasta escribe……¡milagro!.
    Un “brinquiño” con un biquiño.

    • Jose Maria

      Alegria, pues ya sabe el “amigo italiano” que se anime que por aqui se pasa muy bien.
      Un brinquiño.

  6. Pues yo me quedo con la Becada

  7. Mi ósculo se llama biquiño… (diminutivo de bico)
    Te dejo uno:
    un biquiño! 😉

  8. Mikel Buesa

    Ya que estamos en la B conviene recordar aquí una anécdota real del que fue un gran levantador de piedras y boxeador tonguero José Manuel Urtáin (que, por cierto, se suicidó mu cerquita de mi casa).
    Un día le preguntaron: “Oye, José manuel, ¿cuál es la clave de tu éxito?”.
    A lo que contestó con su singular y arrastrado acento guipuzcoano: “La clave de mi éxito. Las tres bes: Balor, Boluntad y Buebos”.
    Ahí lo dejo para la segunda edición de tu diccionario.