Una de fumbol

Confieso que el fútbol no es una actividad, ni un deporte que entienda o me guste. Ocurre que, como todos los días la televisión ofrece uno o varios partidos a la vez, a poco que pongas el televisor en marcha te encuentras con un locutor enloquecido porque un pequeño argentino se marcha de su par(?), o te ofrecen la explicación del gol desde el ángulo inverso(?), o hacen un análisis en profundidad sobre el uso de tribote(?) termino que, a lo que parece, significa jugar con tres pivotes. Lo que desconozco es si cuando se juega con dos pivotes se le llama bivotes. Es como lo de el auriga, la biga, la triga y la cuadriga, pero en infantería futbolera.

En el metro se escuchan términos futbolísticos que suenan añejos. Se conoce que, como el metro ya solo lo toman los sudamericanos, nos traen voces de antaño. Así, arco es la portería; el penal no es el trullo sino el penalty y hasta el offside es el orsay de toda la vida. Viajando en autobús es otro tipo de conversación pues aquí influye más el diálogo “visual”. Por ejemplo si leemos la cartelería de los negocios dedicados al bebercio observamos: bar-lounge; bar-cafetería; pubs y, a lo oído en las proximidades de Ambiciones, bar de ambiente. Desconozco a qué tipo de local y a qué tipo de ambiente  se refiere, pero me da que tampoco voy a intentar descubrirlo. Quienes somos de taberna no sabemos lo que es un bar-lounge pero me da que no se refiere a lunch, aunque se pronuncie más o menos parecido en mi inglés de Jarvar.

Volviendo al fútbol tengo que hacer un esfuerzo para no parecer excesivamente cateto. La liga de fútbol, por ejemplo, desconozco el por qué la juegan equipos que se llaman como la ciudad donde se erradican. Creo que deberían llamarse, como ocurre en la NBA por los apodos más que por el nombre de la localidad. Así, como suelen estar presididos por empresarios de la construcción la quiniela podría ser más o menos así: Real ACS-Atlético de Gilmar; Fútbol Club Construcciones Nuñez-Cerámicas Pamesa, etc. En el caso del Bilbao no podría ser así, claro. El Bilbao se llama Athletic Club que es una denominación mucho más euskérica que Bilbao. ¡Donde va a parar!.

Pues bien, algunos lectores de este blog me dicen que en los prolegómenos (algunos dicen antes que es mucho más económico) del partido entre el Athletic y el Barça -¡que casualidad! ¿eh?, vascos y catalanes en unión y compaña- el club ha aprovechado para rehabilitar a los jugadores, socios, técnicos y presidentes depurados tras la guerra civil (será la última, claro). Lo que no dice el señor presidente en su discurso de bienvenida es quienes fueron los depuradores. Se conoce que es para no molestar. Eso es educación cívica y lo demás es filfa y ganas de amolar al socio.

Dice el presidente rojiblanco que “En el Athletic no queremos nunca más que nadie (obsérvese la prosa: nunca más que nadie) sea excluido o pretendidamente privado de sus afectos por la fuerza” con lo que, entendemos, ya pueden jugar en el club de sus amores los futbolistas fanes del club nacidos en Cuenca o en Soria, pongamos por ejemplo. Bienvenida sea la rectificación, tras más de un centenar de años, porque me imagino que se refiere a eso ¿no?. A continuación remacha: “Queremos un Athletic y un País en el que quepamos todos y estemos todos”. Pues eso, manos a la obra y ya estamos haciendo pruebas a los nacidos andaluces, valencianos o gallegos. Yo tengo para mí que con esta rectificación se han adelantado al diputado Maneiro en su comparecencia –o así- en sede parlamentaria para reivindicar el furbol popular y populista.

Mi pregunta es: ¿la depuración se llevó a cabo en virtud de las actividades políticas de los depurados? ¿Quien o quienes fueron los depuradores? ¿Esto ocurrió en todos los clubes o solo en el Athletic? ¿Por qué han tardado 70 años desde el final de la guerra en rehabilitarles? ¿Por qué han tardado 35 años desde la muerte de Franco en hacerlo? En el agradecimiento previo al discurso el presidente rojiblanco saluda al presidente de la Fundación Sabino Arana, también presente en el acto. Pues bien ¿de qué jugaba Sabino Arana en el Athletic? ¿Este Arana es aquel de “a mí, Sabino, que los arrollo”? ¿Qué opina el presidente de la Fundación de la denominación Athletic Club en lugar de llamar al equipo Bilboko Anaitasunaren Pilotan, pongamos por caso?. ¿Era don Sabino muy del Carrusel Deportivo o por el contrario le gustaba más butanito cuando decía aquello de “ojo al dato”?. De cualquier forma bienvenidas sean las reposiciones y los homenajes a todos aquellos que sufrieron y sufren cualquier tipo de discriminación, llámese depuraciones o exclusión de poder ejercer su oficio en el Athletic por razón del lugar de nacimiento. Para eso se hizo Schengen ¿no?. Gracias, don Fernando; pero creo que estaba usted de cachondeo ¿verdad?

Anuncios

Una respuesta a “Una de fumbol

  1. JoseMaria

    Angel, a mi me da que tu de furbol, sabes mucho mas de lo que dices.
    Y los de los depurados, pues me parece que muy bien pero para eso deberian ir como descendientes de los depuradores muchos de los que ahora estan en el machito, incluyendo el Presidente y los vicepresidentes del Reino de España en representacion de sus familiares depuradores.